Llega el comienzo de curso y empezamos a organizar y planificar las tardes de estudio.

Para ello es necesario poner en práctica los conocimientos aprendidos de técnicas de estudio. Primero, realizamos nuestro horario de estudio teniendo en cuenta el horario escolar y las actividades extraescolares. Segundo, llevamos las tareas y el estudio al día, realizando lecturas, subrayando y haciendo esquemas. Por último, repasamos y memorizamos utilizando las técnicas mnemotécnicas.

Todo ello lo desarrollaremos a lo largo del curso escolar para rentabilizar el tiempo de estudio, evitar las palizas de estudiar a última hora, aprender más rápido, de forma entretenida y eficaz y tener así tiempo de ocio durante las tardes.

Si quieres información sobre los cursos de técnicas de estudio puedes llamarnos sin compromiso.